Arteriosclerosis (endurecimiento de las arterias)

Arteriosclerosis (endurecimiento de las arterias)
Clasificación Internacional (CIE) I70.-

Básico

Descripción

Cuando las arterias (conductos) tienen depósitos en su superficie interna que provocan su endurecimiento y estrechamiento, se habla de arteriosclerosis (también conocida como calcificación vascular).

Este efecto está causado por los depósitos de grasa en las paredes de los vasos sanguíneos. Como resultado, tanto la elasticidad como el diámetro de los vasos disminuyen, lo que impide el flujo sanguíneo.

Aumenta la probabilidad de sufrir un accidente cerebrovascular o un ataque cardíaco debido a una oclusión arterial. También son frecuentes los trastornos circulatorios de las piernas (enfermedad arterial periférica o PAVK).

El riesgo de desarrollar arteriosclerosis aumenta con la edad. Los glóbulos blancos pueden pasar de la sangre a las paredes de los vasos y, una vez allí, absorber el colesterol LDL oxidado (es decir, endurecido) presente en la sangre. Esto se conoce como células espumosas, que provocan una reacción inflamatoria en las paredes de los vasos.

Como resultado de la reacción inflamatoria, los glóbulos blancos son atraídos por factores de crecimiento e inflamación. También pueden depositarse en la pared del vaso y dar lugar a las llamadas placas arterioscleróticas (células espumosas), que están rodeadas por una cápsula de tejido conectivo.

Estos depósitos de calcio hacen que el revestimiento interior y la pared de las arterias se estrechen y endurezcan. Si la cápsula de tejido conjuntivo se desgarra, las plaquetas de la sangre se acumulan allí, lo que puede formar un trombo que estreche aún más el vaso.

Existe un riesgo de oclusión vascular (trombosis) y, en consecuencia, de infarto.

Causas

Básicamente, la arteriosclerosis forma parte del proceso natural de envejecimiento. Sin embargo, si se inicia de forma precoz, muchos factores, muchos de ellos desconocidos, pueden ser la causa.

Factores de riesgo conocidos para la aterosclerosis temprana:

  • Dieta: Colesterol alto en la sangre y obesidad debido a una alimentación excesivamente grasa y calórica.
  • Obesidad: El resultado de una dieta poco saludable durante muchos años.
  • Falta de ejercicio: El ejercicio en cantidades suficientes ayuda a reducir la presión arterial y el colesterol, además de aumentar la sensibilidad a la insulina de las células musculares al mismo tiempo.
  • Sexo masculino: niveles bajos de hormonas sexuales femeninas y, por tanto, menor protección.
  • Predisposición hereditaria: Los factores hereditarios probablemente desempeñan un papel en la aterosclerosis debido a la acumulación familiar.
  • Consumo de tabaco: Los ingredientes del humo favorecen la formación de placas inestables (pueden romperse).
  • Hipertensión arterial: Las paredes internas de los vasos están directamente dañadas por la hipertensión.
  • Colesterol elevado: La formación de placas se ve favorecida por los niveles elevados de LDL.
  • Diabetes mellitus: Si se controla mal, los niveles elevados de azúcar en sangre de la diabetes dañan los vasos.
  • Edad: A partir de cierta edad, todo el mundo se ve afectado por la arteriosclerosis, aunque en distintos grados.

Síntomas

Los depósitos en las arterias por sí solos no causan ningún síntoma. Sólo un estrechamiento significativo conduce al desarrollo de los síntomas. Los síntomas exactos dependen de los vasos afectados.

  • Cerebro: Es posible que se produzca un accidente cerebrovascular con hemiplejía.
  • Corazón: Puede producirse una angina de pecho (estenosis cardíaca), una insuficiencia cardíaca o un infarto.
  • Aorta: La pared del vaso debilitada puede convertirse en un aneurisma aórtico (aorta dilatada).
  • Los riñones: Las alteraciones arterioescleróticas de los vasos renales suelen provocar hipertensión (presión arterial alta) o incluso insuficiencia renal.
  • Piernas, pelvis: El dolor puede aparecer durante un esfuerzo intenso, más tarde también después de distancias cortas en el curso de la enfermedad arterial oclusiva periférica. En los hombres, la vasoconstricción puede incluso provocar impotencia.

Diagnóstico

Para poder crear un perfil de riesgo, el médico que le atiende realizará una historia clínica. Le preguntará en detalle sobre su estilo de vida, especialmente sobre las siguientes áreas:

  • Fumar
  • Ejercicio suficiente, deporte (qué, con qué frecuencia)
  • Hábitos alimenticios, alimentos preferidos y grasas
  • Enfermedades familiares (infartos de miocardio, accidentes cerebrovasculares, diabetes mellitus)

Tras un análisis de sangre, se evalúan los niveles de colesterol y azúcar en sangre. También se examinan la presión arterial, el peso y posiblemente el perímetro de la cintura.

La localización de un posible cambio arteriosclerótico se evalúa mediante un interrogatorio más detallado. El médico que le atiende presta especial atención a los indicios de:

  • CHD: enfermedad coronaria
  • PAVK: enfermedad arterial oclusiva periférica
  • Aneurisma aórtico - aorta dilatada
  • Golpe
  • Arterias renales calcificadas
  • Impotencia

En función de los resultados del interrogatorio, se realizarán otros exámenes, por ejemplo, una angiografía o una ecografía Doppler para mostrar las constricciones.

Terapia

Estilo de vida

La arteriosclerosis no se puede curar, pero se puede prevenir. Incluso si la arteriosclerosis ya existe, su progresión puede verse influida positivamente por los cambios en el estilo de vida y la medicación. La regresión de las placas mediante la dieta y el ejercicio sólo es posible en las primeras fases.

Los estudios también han demostrado que la progresión de la aterosclerosis puede ralentizarse con fármacos que reducen el colesterol (inhibidores de la CSE o estatinas, inhibidores de la reabsorción del colesterol) y fármacos que reducen la presión arterial (inhibidores de la ECA).

Los niveles de lípidos en la sangre pueden mejorarse, es decir, reducirse, con ésteres de tilo de ácidos omega-3, fibratos o ácido nicotínico.

Cirugía

En los casos de calcificaciones potencialmente mortales, es posible realizar intervenciones quirúrgicas para su tratamiento. Se utilizan diferentes procedimientos en función del tipo y la dimensión de la alteración vascular.

Bypass: Utilizando el propio vaso del cuerpo (normalmente de la pantorrilla) o una prótesis vascular (normalmente Gore-Tex), se desvía el flujo sanguíneo alrededor de la zona estrechada. Se une a una sección libre de la arteria, por encima del estrechamiento, y se reconecta por detrás.

Angioplastia transluminal percutánea (dilatación con balón): En este procedimiento, se introduce un pequeño catéter con forma de balón en el torrente sanguíneo hasta el vaso estrechado y se infla. Esto dilata el vaso y restablece el libre flujo de la sangre.

En caso de un nuevo estrechamiento, se puede insertar un stent, una red de alambre en forma de malla, que mantiene el vaso permanentemente abierto.

Previsión

El pronóstico depende en gran medida de lo pronunciada que sea la aterosclerosis y de su localización. El estilo de vida también es un factor importante.

En general, cuantos menos factores de riesgo haya, mejores serán las perspectivas.

Las placas en los primeros estadios aún pueden retroceder. Para ello, los niveles de colesterol deben reducirse significativamente y la relación entre el colesterol HDL (bueno) y el LDL (malo) debe mejorar. Esto puede lograrse, por ejemplo, a través de los deportes de resistencia.

Un estilo de vida saludable es un requisito previo, especialmente en el caso de la arteriosclerosis avanzada. Abstenerse del tabaco, hacer más ejercicio y llevar una dieta equilibrada que tenga en cuenta las grasas puede mejorar significativamente el pronóstico.

Si no se trata y no se modifica el estilo de vida, la arteriosclerosis puede provocar un accidente cerebrovascular, un infarto de miocardio, una insuficiencia renal o una enfermedad oclusiva arterial periférica, según su extensión y localización.

Prevención

Dependiendo de los factores de riesgo individuales, todo el mundo puede prevenir la arteriosclerosis.

  • Deja de fumar. Obtenga apoyo de su médico de cabecera o de un programa para dejar de fumar.
  • Lleva una dieta más saludable. Come muchas verduras, bajas en grasa y variadas. Evite las grasas saturadas (por ejemplo, las grasas animales) y las grasas trans (por ejemplo, las grasas vegetales fritas, horneadas e hidrogenadas).
  • Evitar el sobrepeso. Si tienes sobrepeso, le haces un bien a tu cuerpo perdiendo unos cuantos kilos.
  • Ejercicio. Haz más deporte y deportes de resistencia, incluso un paseo diario de 30 minutos ayuda.
  • Tratar sistemáticamente las enfermedades existentes, como la diabetes mellitus, el colesterol alto o la hipertensión. Sólo una terapia duradera y controlada regularmente le beneficiará.

El asistente personal de medicamentos

afgis-Qualitätslogo mit Ablauf Jahr/Monat: Mit einem Klick auf das Logo öffnet sich ein neues Bildschirmfenster mit Informationen über Medikamio GmbH & Co KG und sein/ihr Internet-Angebot: medikamio.com/ This website is certified by Health On the Net Foundation. Click to verify.
Medicamentos

Busca aquí nuestra extensa base de datos de medicinas de la A a la Z, con efectos e ingredientes.

Sustancias

Todas las sustancias activas con su aplicación, composición química y medicinas en las que están contenidas.

Enfermedades

Causas, síntomas y opciones de tratamiento para enfermedades y lesiones comunes.

El contenido que se muestra no sustituye al prospecto original del medicamento, especialmente en lo que respecta a la dosis y el efecto de cada uno de los productos. No podemos asumir ninguna responsabilidad por la exactitud de los datos, ya que los datos se han convertido en parte de forma automática. Siempre se debe consultar a un médico para el diagnóstico y otras cuestiones de salud. Más información sobre este tema se puede encontrar aquí.