Hernia inguinal (Hernia inguinalis)

Hernia inguinal (Hernia inguinalis)

Básico

Una hernia inguinal es una hernia en la zona del canal inguinal. La ingle es la transición entre la pared abdominal anterior y las piernas, donde se unen los músculos abdominales y los de las piernas. En este punto, la pared abdominal tiene varios puntos débiles, como los canales inguinales derecho e izquierdo. En el caso de una hernia inguinal, las partes de los intestinos que normalmente pasan o quedan retenidas en el canal inguinal emergen de la cavidad abdominal en la zona de la ingle, dando lugar a una protuberancia en forma de saco del peritoneo. En los hombres, el canal inguinal contiene el cordón espermático y las arterias y venas testiculares. En las mujeres, se encuentra el ligamento uterino (ligamentum teres uteri), que tira hacia el útero.

La hernia inguinal es una afección relativamente común, que afecta a los hombres hasta nueve veces más que a las mujeres. En la infancia, se produce en el 1-3% de los niños.

Las hernias inguinales suelen ser inofensivas. No obstante, la mayoría de las veces se tratan quirúrgicamente a tiempo, porque de lo contrario se corre el riesgo de que partes del intestino se pellizquen y mueran, lo que llevaría a una situación de riesgo vital.

Existen dos tipos de hernia inguinal:

Hernia inguinal indirecta: Es la forma más común de hernia inguinal. Afecta principalmente a los recién nacidos, los niños y los jóvenes. Suele ser un defecto congénito que afecta a los niños hasta cuatro veces más que a las niñas. La hernia se extiende a través del anillo inguinal interno, de modo que el contenido de la hernia se escapa a lo largo del cordón espermático o del ligamento uterino.

Hernia inguinal directa: La afección es adquirida en la mayoría de los casos. Afecta principalmente a los adultos y a los hombres mayores. En este caso, el contenido de la hernia emerge directamente de la cavidad abdominal a través de los músculos abdominales debilitados en la pared posterior del canal inguinal.

Causas

En la mayoría de los casos, las hernias son condiciones congénitas. La causa reside en un cierre incompleto de la pared abdominal durante el desarrollo del embrión. Las debilidades del tejido, que pueden ser causadas por el avance de la edad o por operaciones, suelen ser el motivo de las hernias adquiridas.

Hay varios factores que favorecen el desarrollo de una hernia. Entre ellas se encuentra el aumento de la presión en la cavidad abdominal, que puede producirse durante la tos, el embarazo, el estreñimiento o al levantar cargas pesadas. La obesidad también favorece la aparición de hernias.

Síntomas

En los niños, el síntoma más importante de una hernia es una hinchazón visible en la zona de la ingle o en el testículo.

En los adultos, los signos son más variados:

  • Hinchazón visible o palpable en la zona de la ingle, que puede ser provocada por un esfuerzo físico o incluso por la tos. A menudo, la hinchazón puede "apartarse" sin dolor.
  • Dolor leve en la zona de la ingle, que puede aumentar a la palpación e irradiarse a los testículos.
  • A veces dolor abdominal.
  • Dolor intenso y vómitos. La causa es que en una hernia inguinal, los intestinos pueden quedar atrapados, cortando su suministro de sangre.

Si un niño presenta una hinchazón en la zona de la ingle, debe ser examinado por un médico para detectar la presencia de una hernia inguinal. Si el dolor es intenso, hay que llevar al niño al ambulatorio inmediatamente.

Diagnóstico

Si se sospecha de una hernia, el médico realizará una exploración física. El paciente se pone de pie, el médico examina la zona y la palpa a fondo. Palpando la zona con un dedo, el médico comprueba si la hinchazón aumenta al toser o al apretar el abdomen. A continuación se comprueba si el contenido de la hernia puede volver a introducirse en ella. Además, una ecografía (examen de ultrasonido) también es bastante útil para aclarar una hernia inguinal.

A veces, las hinchazones parecidas a las de las hernias inguinales también pueden estar causadas por otras enfermedades, como la inflamación de los ganglios linfáticos, pero esto no suele ocurrir.

Terapia

La cirugía es la única forma de prevenir con seguridad el atrapamiento de los intestinos y evitar así las consecuencias mortales. Por lo tanto, los métodos de tratamiento no quirúrgico, como el uso de un corsé de soporte o una banda herniaria ajustada, no son aconsejables. El hecho de que las fracturas tiendan a hacerse más grandes con el tiempo sugiere un tratamiento temprano.

Hoy en día, los procedimientos modernos hacen que las operaciones puedan realizarse normalmente de forma ambulatoria. La operación puede realizarse con anestesia general, pero también con anestesia local. Incluso en el caso de hernias grandes y de pacientes de alto riesgo, la cirugía de hernia es un procedimiento relativamente seguro.

Se distingue entre los siguientes procedimientos:

  • Operación según Shouldice: Aquí se doblan ciertas capas de la pared abdominal a través de una incisión en la ingle, lo que refuerza la pared posterior del canal inguinal.
  • Operación segúnLichtenstein: Aquí se refuerza la pared posterior del canal inguinal con la ayuda de una red de plástico.
  • Operación según Rutkov: Además de la red de plástico (método Lichtenstein), se cose una pequeña placa de red a través de una pequeña incisión en la piel. Este procedimiento puede realizarse de forma ambulatoria y dura unos 20 minutos.
  • Técnica TAPP: El nombre TAPP significa "implantación de malla preperitoneal transabdominal". Se trata de un procedimiento mínimamente invasivo en el que se coloca una malla sobre el orificio herniario desde la cavidad abdominal y se fija con clips metálicos.
  • Técnica TEPP: TEPP significa "hernioplastia extraperitoneal total". En este procedimiento, también se coloca una malla sobre el orificio herniario, pero entre el peritoneo y los músculos, donde se sostiene por sí misma. La fijación con suturas o clips no es necesaria en este caso.

La operación según Shouldice y la operación según Rutkov son igualmente eficaces. Es el médico quien debe decidir qué procedimiento debe utilizarse en determinados casos. Los riesgos y éxitos a largo plazo del tratamiento quirúrgico ambulatorio de las hernias inguinales aún no se conocen lo suficiente como para poder hacer recomendaciones.

Hoy en día ya no se recomienda un método de tratamiento no quirúrgico como la banda de sujeción, ya que no elimina la causa de la hernia y la presión del exterior puede provocar daños en los tejidos.

Previsión

En la mayoría de los casos, las hernias inguinales son inofensivas, pero siempre existe el riesgo de que se produzcan complicaciones potencialmente mortales, como el pinzamiento de los intestinos. En este caso, un bucle de intestino queda atrapado en la abertura de la hernia y, por tanto, deja de recibir un suministro de sangre suficiente, lo que puede provocar la muerte de partes del tejido. Si se produce un pellizco, debe ser operado en un plazo de seis horas, ya que de lo contrario puede provocar una peritonitis potencialmente mortal.

En una operación de hernia se pueden dañar vasos, cordones nerviosos y, en los hombres, el cordón espermático. Los testículos también pueden retroceder como resultado. En raras ocasiones, existe una intolerancia a la malla que se utiliza en la operación de Lichtenstein. En ese caso, hay que extirparlo quirúrgicamente.

En raras ocasiones, se produce una nueva hernia inguinal (recidiva de una hernia inguinal), que debe ser tratada de nuevo quirúrgicamente.

Prevención

Es prácticamente imposible prevenir una hernia. Sin embargo, si es posible, deben evitarse los siguientes factores de riesgo:

  • El sobrepeso
  • Levantar cargas pesadas
  • Esfuerzo durante la defecación - esto, sin embargo, requiere una consistencia suave de las heces y una dieta adecuada rica en fibra.

El asistente personal de medicamentos

afgis-Qualitätslogo mit Ablauf Jahr/Monat: Mit einem Klick auf das Logo öffnet sich ein neues Bildschirmfenster mit Informationen über Medikamio GmbH & Co KG und sein/ihr Internet-Angebot: medikamio.com/ This website is certified by Health On the Net Foundation. Click to verify.
Medicamentos

Busca aquí nuestra extensa base de datos de medicinas de la A a la Z, con efectos e ingredientes.

Sustancias

Todas las sustancias activas con su aplicación, composición química y medicinas en las que están contenidas.

Enfermedades

Causas, síntomas y opciones de tratamiento para enfermedades y lesiones comunes.

El contenido que se muestra no sustituye al prospecto original del medicamento, especialmente en lo que respecta a la dosis y el efecto de cada uno de los productos. No podemos asumir ninguna responsabilidad por la exactitud de los datos, ya que los datos se han convertido en parte de forma automática. Siempre se debe consultar a un médico para el diagnóstico y otras cuestiones de salud. Más información sobre este tema se puede encontrar aquí.