¿Existe una relación entre la obesidad y el riesgo de cáncer?

Medikamio Hero Image

Anuncio

Según los estudios, la obesidad es una línea de tendencia ascendente en todo el mundo -ya que 124 millones de niños y adolescentes de entre 5 y 19 años tenían ya sobrepeso severo a nivel mundial en 2016-. La relación entre la obesidad y la mortalidad cardiovascular se conoce desde hace tiempo, pero aún no en relación con el riesgo de cáncer, por lo que estudios recientes lo han analizado.

Médico midiendo la grasa del cuerpo humano obeso. Obesidad y pérdida de peso.

shutterstock.com / kurhan

La obesidad:

La obesidad es una enfermedad crónica reconocida. Según la definición de la Sociedad Alemana de la Obesidad, la obesidad es una acumulación de tejido graso en el cuerpo humano que supera los niveles normales y pertenece al grupo de enfermedades hormonales, nutricionales y metabólicas. La obesidad puede provocar resistencia a la insulina, hipertensión arterial o dislipidemia. Aunque los científicos saben que la obesidad también es un factor importante en la mortalidad por carcinoma, este conocimiento está limitado por la brecha de conocimiento desde su relación hasta su impacto en la salud pública.

Estudios anteriores han demostrado que existe una correlación entre la obesidad y un mayor riesgo de carcinoma de endometrio (es decir, del revestimiento interno del útero), riñón, vesícula biliar, mama (en mujeres posmenopáusicas) y colon. Ya en 1998 se relacionó el adenocarcinoma de esófago con la obesidad. Los análisis de los cánceres de páncreas, próstata, hígado, cuello uterino y ovarios son menos frecuentes debido al número limitado de estudios o son inconsistentes o están sesgados en el análisis debido a los cánceres relacionados con el tabaquismo. Para caracterizar mejor la influencia de la obesidad grave en el aumento del riesgo de cáncer, un estudio de 2003 publicado en el New England Journal of Medicine examinó esta asociación.

Estudio de 16 años:

Para ello, se realizó un seguimiento prospectivo de más de 900.000 adultos en EE.UU. (404.576 hombres y 495.477 mujeres) durante un periodo de 16 años, de 1982 a 1998. Todos los participantes estaban libres de cáncer en la línea de base - se registraron 57.145 muertes relacionadas con el cáncer durante los 16 años. Los investigadores examinaron la relación entre el valor del IMC de 1982 (es decir, el índice de masa corporal) y el riesgo de cáncer para todos los tipos de cáncer y para los cánceres en lugares específicos del cuerpo humano, teniendo en cuenta también otros factores de riesgo. Utilizando las estimaciones de riesgo de los estudios de la época y las estimaciones de la prevalencia de la obesidad en la población adulta estadounidense, se calculó la proporción de todas las muertes por cáncer atribuibles a la obesidad.

Estudio de los casos de incidencia asociados:

Los participantes de la cohorte masculina con el mayor IMC de al menos 40 (es decir, el peso en kilogramos dividido por el cuadrado de la estatura en metros) tenían un 52% más de mortalidad por todos los tipos de cáncer que los hombres y mujeres con niveles "normales" de IMC. Las mujeres con mucho sobrepeso tenían incluso un riesgo de cáncer un 62% mayor que el grupo de comparación.

En ambos sexos, el nivel de IMC se asoció con un aumento de las tasas de mortalidad por cáncer de esófago, colorrectal, hígado, vesícula biliar, páncreas y riñón. En los hombres, un riesgo creciente se asoció con niveles más altos de IMC para la muerte por cáncer de estómago y próstata y en las mujeres por cáncer de mama, útero, cuello de útero y ovarios. Según el estudio, se estima que los patrones actuales de sobrepeso y obesidad en Estados Unidos pueden ser responsables de alrededor del 14% de todas las muertes por cáncer en los hombres y del 20% en las mujeres. Hay que tener en cuenta que los datos se recogieron entre 1982 y 1998. Según las estadísticas, en 1990 alrededor del 23% de la población estadounidense tenía sobrepeso; en 2015 esa cifra había aumentado al 38,5%.

Un viejo patrón:

Otros estudios indican un aumento de la incidencia del cáncer para ciertos tipos de carcinoma incluso en adultos jóvenes. Para ello, un estudio publicado en la revista Cancerin 2020 examinó la incidencia de 28 tipos de cáncer en Canadá. Evaluó los datos de incidencia canadienses para personas de 20 a 84 años de edad de la base de datos Cancer Incidence in Five Continents Plus y dividió los grupos por edad y año de nacimiento desde 1983 hasta 2012. La investigación descubrió que las personas nacidas en 1988 tenían el doble de riesgo de padecer cáncer de colon y cinco veces más de cáncer de recto que las personas nacidas en 1943. En cambio, el riesgo de cáncer de pulmón era un 60% menor en las generaciones posteriores que antes.

Conclusión:

Un peso corporal muy elevado podría estar asociado a un aumento de las tasas de mortalidad de ciertos cánceres y de cánceres en zonas específicas del cuerpo, según los estudios. Entre los adultos jóvenes, la incidencia de algunos cánceres asociados a la obesidad está aumentando, mientras que los cánceres asociados a las infecciones o al tabaquismo están disminuyendo. A pesar de la necesidad de realizar más estudios -para validar las estadísticas actuales y comprender mejor la causa de los cánceres de aparición temprana-, los adultos jóvenes deberían promover comportamientos saludables sostenibles, según las conclusiones.

Fuentes

Autor

Danilo Glisic

Última actualización

09.08.2021

Anuncio

Compartir

Anuncio

El asistente personal de medicamentos

Medicamentos

Busca aquí nuestra extensa base de datos de medicinas de la A a la Z, con efectos e ingredientes.

Sustancias

Todas las sustancias activas con su aplicación, composición química y medicinas en las que están contenidas.

El contenido que se muestra no sustituye al prospecto original del medicamento, especialmente en lo que respecta a la dosis y el efecto de cada uno de los productos. No podemos asumir ninguna responsabilidad por la exactitud de los datos, ya que los datos se han convertido en parte de forma automática. Siempre se debe consultar a un médico para el diagnóstico y otras cuestiones de salud. Más información sobre este tema se puede encontrar aquí.

This website is certified by Health On the Net Foundation. Click to verify.